Chaval está en la cocina junto con su madre, una bella mujer rubia que está preparando el almuerzo, pero el hijo tiene ese pensamiento incesto de follar con su madre, pero ella también no lo es esquiva. Pues la madre miraba como su hijo la mira con deseo y ella sabe que nunca su hijo ha tenido sexo y siempre las noches se corren la paja, pues la madre le hará probar su coño mojado y caliente pero antes le chupara la polla. El hijo saboreo ese coño y culo en doggy para después follarla en cuatro patas, pero la madre desea sacarle todo su lefa con la boca.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*