Como toda hija siempre desea forma su propia familia, pues hoy ella se casa y está muy  triste porque dejara a su madre y hermanito. Pero antes de irse se dará una última follada con su hermano menor y su madre. El hermano está muy triste pero cuando sintió la boca de su hermana chupando su verga se sintió feliz y la madre se unió y comenzó a mamar la polla de su hijo hasta tenerlo duro. La hermana se puso en cuatro patitas para que su hermano le meta hasta el fondo su polla. Una follada muy feliz antes que la hija se case, pero ella promete volver cuando pueda para follar juntos otra vez.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*