Somos hermanas( Pili y Estela), incestuosas y algo lesbianas, y todo esto lo descubrimos mientras más tiempo pasábamos a solas cuando nuestros padres no se encontraban en nuestra casa. Fue así como descubríamos nuestros primeros orgasmos tocándonos y como tuvimos ese placer incestuoso desde muy pequeñas. Poco a poco nuestro morbo por querer seguir experimentando placeres llego y alcanzo al novio de mi hermana. El no tenía idea que aquella tarde cuando lo citamos en nuestra casa se comería nuestros coños y tendría a dos reinas de las mamadas colgadas sobre su polla y lamiendo sus huevos. El chaval nos saludo como de costumbre en cuanto nos vio pero, inmediatamente se dio cuenta que había caído en un nido de lesbianas como nosotras ansiosas de placer de polla. Prácticamente mi el novio de mi hermana fue utilizado por nosotras. Estamos acostumbradas a filmar nuestros encuentros pero por el temor a quelo reconozcan hemos decidido tapar su rostro, pero eso no asegura nada que no volvamos a hacer algo como esto.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*