Padre millonario malcrió a su zorrilla hija, pues ella hace lo que quiere y se porta muy mal, pues una mañana cuando el padre viejo está limpiando la piscina y el padre le reclama que  no hace nada para ayudar, la hija zorra empuja a su padre a la piscina y el viejo casi se ahoga, pues la hija le hizo respiración boca a boca y sintió algo duro entre sus pantalones, pues el padre tuvo una erección y la zorra hija no duda en tocarlo y metérselo a la boca, pues padre e hija hicieron la pose 69.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*